Home sweet home!!

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on email

Por: Gabriel Degen, Sheliaj

Sección:


“La palabra hogar se usa para designar el lugar donde una persona vive, donde siente
seguridad y calma. En esto último (la sensación de seguridad y calma) se diferencia
del concepto de casa, que sencillamente se refiere al lugar habitado, al lugar físico. La
palabra hogar proviene del lugar en el que se reunía, en el pasado, la familia a
encender el fuego para calentarse y alimentarse…”


Siguiendo esta definición sencilla de un simple diccionario, me doy cuenta que mi
único hogar es el Estado de Israel. Israel es el único de todos los países que he
visitado- incluyendo al bendito Uruguay que me vio nacer- que me ha dado calma y
seguridad en el intento de llevar una vida judía como norma, sin esconder de donde
vengo y a donde voy.

El 29 de julio del año 2001 llegué a Israel cumpliendo el sueño de la aliá que tanto
anhelé durante toda mi vida. A las 15:30 horas , arribé al aeropuerto de Ben Gurión .
17:45 de la misma tarde, me retiré del aeropuerto con ciudadanía israelí, gozando de
los mismos derechos y obligaciones que cualquier ciudadano nacido en Israel por el
simple hecho de ser judío.
Home sweet home!

En Israel vivimos según el calendario hebreo, festejando Pesaj en primavera y
cosechando los frutos en Shavuot. Nuestro sevivón gira en Hanuka haciendo
referencia al milagro ocurrido aquí y no allá. Nuestros feriados nacionales son en su
mayoría las festividades judías, o también el día que lloramos a nuestros hijos caídos
en la lucha por la sobrevivencia como pueblo y nación, o el día festivo donde
conmemoramos otro año más de existencia de nuestro hogar nacional.

En Israel hablamos en el idioma nacional del pueblo judío: el hebreo. En hebreo
rezamos, cantamos y soñamos. En hebreo insultamos en los embotellamientos, en las
oficinas públicas y en los moniot sherut. Escribimos mensajes de texto en hebreo,
mails y las pequeñas listas que llevamos cuando hacemos las compras al
supermercado. Nos deleitamos con la música de Ehud Banai, Meir Ariel o Shalom
Janoj cuando logramos interpretar el perfecto hebreo de sus poesías … en hebreo nos levantamos con las jadashot de galei tzahal por la mañana, en hebreo nos exigen
nuestros jefes por la tarde, en hebreo soñamos por la noche.

La geografía de Israel fue escenario de la historia del pueblo judío desde hace más de
tres mil años atrás. Abraham sacrificó a su hijo en el monte moriah, por las calles de
la moderna Jerusalén pasaron los ejércitos del rey David, el lugar más visitado de la
ciudad de Jerusalén es el único testimonio vivo del segundo templo, en las cercanías
de la rambla de Tiberíades se reunió el sanhedrin, renombrados rabinos, sabios y
estudiosos moraron en ella, la mishna y el Talmud Jerosolimitano fueron completados
allí, la ciudad de Hebrón ,tan polémica y bella a la vez ,fue adquirida por nuestro
patriarca Abraham hace miles de años atrás.

Yo soy de la idea que el Estado de Israel es el mejor invento del pueblo judío en toda
su historia. El anhelo de tener un hogar nacional ya es realidad. Disfrutamos de un
hogar que nos protege y que nos brinda calma y seguridad…seguridad de sobrevivir
como pueblo. Los números no mienten: la comunidad judía israelí es la única
ascendente cuantitativamente hablando ya que solamente en casa podemos ser lo que
somos, sin importar la opinión de los demás!!

Home Sweet home!!!
Jazak V´ematz!!

Leave a Replay

Sign up for our Newsletter

Ir al contenido
A %d blogueros les gusta esto: